miércoles, julio 13, 2005

Tormenta

Las partículas de polvo hieren mis ojos
por más que trato de esconderlos
no puedo ver, la tormenta es fuerte
solo escucho el azote de las puertas y las ventanas
el rechinar de los recuerdos en las bisagras
las voces del pasado entre sus recónditos silbidos

Todo desaparece
y yo con todo
no hay brazos que me amarren
ni sentimientos que hagan que me quede

Todo desaparece
todo se hace polvo
yo también
y me iré a herir otros ojos,
otro pasado
otro recuerdo

1 comentario:

angel dijo...

Hola, te invito a recorrer los pasillos de mi blog, que es de poesía de diferentes autores. Menualmente añado a once poetas, como podrías verlo en los archivos, que son laberintos de silencios, espejos y palabras que podrías recorrer como si fuera ( y lo es) tu propia casa. Ojalá te guste y desde ya te doy la bienvenida más cordial.
Angel